Palabrotas de Gabriel de Araceli. Fotos de Terry Mangino.

      HAY QUE LEER para vencer en la guerra contra el enemigo invisible, contra los microbios traidores, para arrojar la soledad de la trinchera del confinamiento, para levantar la bandera del optimismo y del bienestar, para triunfar sobre los bolchevique-ataques de los insurgentes agazapados en la espesura de la desesperanza. Agrupémonos todos en la lectura total. Estos son algunos de los jefes de la Resistance que mantienen en alto el libro contra el abatimiento.

_DSC1965_copia_b_n_web

       …Ponme a la grupa contigo, caballero del honor, ponme a la grupa contigo y llévame a ser contigo, amigo pastor. Emilio Pascual Martín, el Águila de Tejares, el forjador castellano del Paraíso de los libros. Emilio Pascual es amigo de Alfredo F, de Andrés Vázquez de S, de Ángel A, del Dante Alighieri, de Fernando A, de Fernando S, de Lucifer, de Luis Alberto de C, de Luis Mateo D, de Nausica P, de Pascual I, de Pollux H, de Santiago I, de Uriel P y de un montón más de demonios que están en el infierno de los libros entre galeradas de plomo candente escupidas por las linotipias. Además, escribe sonetos y es Premio Nacional de Literatura y no se sabe cuántos más. ¡Ay que joderse!

     Visite su editorial. Es posible que se infecte del virus de la lectura. Es como el lumbago, no tiene cura:

Estar hecho puré, migas, mojama;
curvo meandro tu figura esbelta;
una raíz cuadrada no resuelta;
ser a un tiempo elegía y epigrama.

No poder levantarse de la cama,
y en ella no poderse dar la vuelta;
no conseguir reírse a pierna suelta
sin convertir cada sainete en drama.

Estar suspenso, siendo inteligente;
dar la nota, sacando un cuatro grave;
andar con apariencia incontinente.

Ser esclavo del réflex, el jarabe
y un masaje que no pone caliente…
Lumbago es: quien lo pasó lo sabe.

_DSC2710_web

https://oporteteditores.com/


        Pascual Izquierdo es amigo de don Benito Pérez G, al que provee de caldos de ribera cuando se cita a escondidas con doña Emilia P en la calle de la Palma. Doña Emilia P es muy escandalosa en sus manifestaciones eróticas y capaz de recitar ella solita con buena voz el oratorio completo del Coro de los Esclavos, del Nabucco, siempre que sea don Benito el que dirija la orquesta. Pascual I jamás ha interferido en la dirección musical de don Benito, al que, sin embargo, ha analizado en sus Episodios Nacionales. Pascual I tiene una extendida obra poética (casi tanta como doña Emilia en coros) y un montón de libros publicados de épica, lírica, narrativa, prosas y guías viajeras. Y no se sabe cuántos premios. Entre ellos, es el rey de la montaña en el ascenso a la Morcuera en 1989, un hors categorie, llegó por delante de Perico a Segovia. Si quieren leer lo que es bueno lean a Pascual I.

_DSC2673_web

http://pascualizquierdo.com/


          Alfredo F Alameda. Primer duque de Muchosálamos. Alterna su origen aristocrático con el proletariado carabanchelero. Michael Connelly, el crítico literario de Los Ángeles Times, ha comparado su obra con la de Truman Capote porque está llena de asesinatos a sangre fría y boxeadores calientes que campan por La Elipa y el Paseo de Extremadura, lugares ambos de promiscuidad narrativa. Si quieren vivir seguros no lean sus novelas. Ahora, si quieren arriesgarse a una emoción súbita, o sentir un puñetazo en el bajo vientre de sus emociones lectoras súbanse a su “El Diablo de la guardia”. Yo que ustedes lo haría.

_DSC2706_web

https://www.alfredoblog.com/


           A doña Ana González de la Robla la Santa abulense no le perdona que sea poetisa. Envidia cochina de la Tere porque doña Robla no sólo escribe versos, sino que también hace crítica musical, teoriza con ensayo histórico, emula a Truffaut —es cierto que Jean Pierre Leaud le tirara los tejos. No es cierto que tuvieran un idilio porque ella no quiso— y le enamoran los crepúsculos en la península de la Magdalena. Es decir, pone mucho más saborear las cosas mundanas de doña Robla que a la doctora. Leerla es como ver a Bernini, pero en verso. Quizás algún día nos cuente sus misterios sobre aquel héroe de la estrategia militar que abrazó la gloria del exilio. Mientras tanto, lean sus poemas:

  Me envías a la sima del silencio, purgo en ella un pecado funesto, un delito del que se hallan excluidas las palabras. Pasan nubes de grafito ante mis ojos; su estela es un discurso devanado por el viento. Sólo un lápiz me podría alejar de la locura, sólo un lápiz cuya cháchara es un río devorado entre la selva. Una sierpe de escama mancillada por la tierra.

ana_robla1_web

http://elpozoyelpndulo.blogspot.com/


           Que Juan Fernández Sánchez fue un provo del IRA es absolutamente falso, ni siquiera ha pertenecido jamás al Siin Féin, por más que el MI6 intente relacionarle con los provisionales del Ulster. Es más, tampoco tuvo nada que ver con la frigidez de Simone de Beauvoir porque el señor Juan Fernández siempre ha preferido, en la intimidad, a María Casares, a la que el Jean Paul quería sodomizar en una buhardilla de la Plaze Vandome para después ir por ahí diciendo que: ¡una mierda para el nobel de literatura!, el Albert, ese de la peste. Ya, menudo bicho era el Sartre. Juan F Sánchez es Premio de Novela TIFLOS 2017 por su obra “La Silla Vacía”, que está llena de buenas razones para sentarse en ella y leerla. Se dedica a comentar la actualidad y a escribir sobre los reporteros de guerra como si fuera Hemingway. Se ha comprado una Leica de película y hace fotos a la gente. Tampoco es cierto que haya retratado a Gerda Taro, aunque se sabe de memoria todas sus fotos.

_000005

http://juanfsan.blogspot.com/?m=1


           Que Aurora Vélez fue asistente de dirección de Francis Ford Coppola en su aventura apocalíptica y que escribió los diálogos que interpretaba Aurore Clement en la jungla de Camboya lo saben en Cannes hasta los niños de la maternelle. Ahora bien, ella siempre lo negará porque es de natural tímido. Así que, tras volver de Filipinas, un barrio del mismo Bilbao, se fue a Euronews y andó/anduvo por el mundo de reportera. Es como la Pérez-Reverte en versión femme, mucho más atractiva, dónde va a parar. ¡Y sin rolex! Hace reportajes por el mundo mundial y lo mejor de todo: escribe versos para enamorar a las fieras, incluido al coronel Kurtz, que le puso un piso en Manhattan, pero ella prefirió Ecully (con acento en la y).  Las princesas son así, cortan lirios, cortan rosas, cortan astros, c’est fini.

SAM_5274_web

Flotar, simplemente, en la bañera, el cosquilleo
en la nariz del almizcle sintético y reconfortante.
Ella masajea su pelo largo y los
cojinetes del champú se contorsionan.
Su cabeza, está ahora bajo el agua, escucha
una conversación lejana en el piso de arriba,
voces sin remos, sin rima, sin sentido, de color azul-marrón.

www.auroravelez.com